La batería de smartphone que podría durar una semana

La autonomía de nuestros dispositivos electrónicos es una de nuestras principales preocupaciones hoy en día. De media, la batería de smartphone puede durar entre 1 a 2 días, en función del uso que le demos. Sabiendo esta necesidad, una empresa británica ha creado una batería que puede mantenerse activa durante una semana.

El secreto de este hallazgo se encuentra en el material del que está formado esta batería de smartphone, de hidrógeno. Por sorprendente que parezca este sistema crea la electricidad basándose en la combinación de hidrógeno y oxígeno haciendo que la batería suministre la energía durante una semana.

La empresa desarrolladora de este prototipo,  Intelligent Energy, lo ha probado en un iPhone 6 y aseguran que ha encajado a la perfección sin hacer cambios en su carcasa. Eso sí, de implementarse este tipo de baterías se deberían hacer algunos cambios en los móviles como incluir una ranura para introducir los cartuchos y realizar unos orificios de salida para que puedan expulsar vapor de agua para su correcto funcionamiento. Algo aparatoso que podría ser uno de los inconvenientes ya que podría humedecer nuestra ropa si lo llevamos en el bolsillo del pantalón.

Pero no es la primera vez que la empresa británica sorprende con este tipo de baterías ya que también ha desarrollado anteriormente este sistema de carga en portátiles altamente eficientes con el que aseguran que se pueden integrar fácilmente una amplia gama de aplicaciones electrónicas.

portátil

Sin duda, Intelligent Energy está aunando sus esfuerzos para acabar con el derroche de energía de la sociedad actual y está buscando soluciones que permita mejorar la durabilidad de las baterías. Por el momento, se desconoce aún el precio al que llegará al mercado estas baterías. Lo que sí se sabe es que, a pesar de contar con una semana de autonomía, estos cartuchos son desechables y hay que cambiarlos. Según asegura de Telegraph su coste no superaría ni al de un café, pero depende de qué café se refiera porque si se trata del Starbucks podría salir más caro de lo deseado eso de mantener la autonomía de nuestros dispositivos.

Sólo el tiempo dirá si sale rentable el consumo de estos cartuchos y si la expulsión de vapor de agua no se convierte en todo un inconveniente a la hora de elegir este tipo de baterías. Quién sabe si estamos frente a las baterías del futuro que acabarán con nuestra preocupación de buscar un sitio para recargar nuestro móvil.

Fotografía: IfixitIntelligent Energy

admin

Sitio web de noticias sobre las últimas tendencias del momento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *